Home/Historias/Aprendizajes Diarios – Lo que dicta el corazón

Aprendizajes Diarios – Lo que dicta el corazón

Durante una conversación profesional me sentí bastante frío, como si no corriera sangre por mis venas o no me interesara del todo lo que estábamos conversando. Me ayudó y guío para cuestionarme: ¿esto es para mí?

Hay momentos en la vida en los que debemos parar, reflexionar y si es necesario decir sin miedo: no. En todos los ámbitos que la componen.

Debemos, yo el primero, atrevernos a pensar que la abundancia Universal es infinita y que debemos seguir y guiarnos únicamente por lo que nos dicta el corazón. Este caso que les narro fue muy práctico para mi dado que sentirme tan frío fue una clara señal que mi corazón no estaba latiendo emocionado y con el vigor necesario para continuar dedicándole espacios de mi vida a esa área profesional.

Es algo que estoy comenzando a explorar, sin embargo siento que voy por buen camino y habérselo comunicado a mi interlocutor, que es una gran persona, nos permitió dejar lo que estábamos conversando ahí y comenzar a explorar otras áreas en las que podemos complementarnos y colaborar con la finalidad de crear valor para el mundo y las demás personas. ¡Gracias, Carlos!

¡Pura vida!

By | 2018-04-05T08:24:14+00:00 abril 5th, 2018|Historias|0 Comments

Leave A Comment